logotipo logotipo
Sistema Integrado de
Transporte de Carga

BLOG DE
NOTICIAS

Siempre buscamos estar actualizados en temas relacionados con el entorno tecnológico. Por eso, aquí encontrarás noticias de interés y actualidad que te podrían ser de gran ayuda y utilidad. Conócelas!

VIERNES

18

Jun...

Chatarrización, un problema sin resolver para empresas de transporte de carga terrestre y transportadores

Chatarrización, un problema sin resolver para empresas de transporte de carga terrestre y transportadores

El Ministerio de Transporte en Colombia estima que en esta década ingresaran aproximadamente unos veinticinco mil   automotores de carga para chatarrizar, el sistema de chatarrización que se utiliza actualmente es bajo el procedimiento uno a uno, es decir, que se maneja un sistema de cupos donde por cada automotor nuevo que quiera circular por las carreteras del país se debe destruir otro, sin embargo, es un mecanismo que va en contra de los tratados de libre comercio puesto que en estas condiciones es muy difícil que los productores de este tipo de vehículos puedan aumentar sus ventas en el sector.

 

El problema radica en que este tipo de medidas a demás de beneficiar el medio ambiente también beneficia al pequeño transportador pues supone que el costo del cupo es un ahorro con el que cuenta al momento de querer renovar o vender su medio se subsistencia, por el contrario, las empresas de transporte de carga se benefician de la eliminación de la medida puesto que además de contar con los recursos para invertir en camiones nuevos podrían continuar operando con los viejos lo que aumentaría su capacidad de transportar.

 

No obstante, en términos de competitividad estas políticas públicas están enfocadas  en permitir que el sector cuente con una flota de transporte moderna y eficiente ya que los resultados de la experiencia indican que Colombia ha sido un caso de éxito en la región a pesar de tener en el pasado un inventario de más de 30 mil   vehículos con más de veinte años de antigüedad, se logró reducir a una edad promedio actual de 18 años lo que significa un avance importante dado que el país tiene la edad del parque automotor más alta de América Latina y está distante de la edad promedio de los países europeos.

 

Es así, como la chatarrización termina beneficiando solo a las grandes empresas y perjudicando al pequeño empresario transportador porque los auxilios que otorga el gobierno para chatarrizar es lo que permite que estos microempresarios puedan renovar sus camiones, evitar la chatarrización no solo sería un problema social en términos del sector, sino que, la infraestructura vial se vería afectada en el aumento de camiones viejos con los problemas que esto acarrea en términos ambientales.

 

Una posible solución sería permitir la circulación de automotores de carga no mayor a 25 años de funcionamiento y con acuerdos comerciales y subsidios del gobierno ayudar a los pequeños transportadores a renovar sus vehículos, pero, la experiencia indica que el aumento de automotores viejos y en malas condiciones de mantenimiento aumentaría lo que afectaría en gran parte al ecosistema como sucedió en su momento con los taxis en las ciudades.

 

Sin embargo, es un cambio inminente, el gremio de los taxis lo demostró cuando utilizando el mismo modelo de reposición, la llegada de las aplicaciones de transporte hizo que un cupo donde un propietario invirtió mas de 150 millones de pesos haya disminuido a tan solo 40 millones de pesos lo que claramente empobreció a los pequeños transportadores.

Autor: